La casa del horror: el mayor de los Benítez y su madre, más comprometidos

La situación de los acusados en la causa de “la casa del horror” de Bahía Blanca es cada vez más comprometida. El fiscal Jorge Viego pidió procesar a Fernando Benítez (24) por privación ilegítima de la libertad agravada, abuso sexual con acceso carnal reiterado y abuso sexual gravemente ultrajante, contra dos mujeres que mantuvo cautivas de 2 a 4 meses en su vivienda del Barrio Latino. A fines de marzo, una de ellas Aldana García (18) logró escapar del cautiverio y denunciar el caso. Al día siguiente Andrea Santa Cruz (23) fue hallada en grave estado de salud en el patio de la vivienda. Ambas eran golpeadas, abusadas y drogadas para mantenerlas secuestradas.Por esta razón, en la acusación, Viego le endilgó a Benítez el delito de suministro de estupefacientes gratuito agravado.Mirá también Un empresario mató a su esposa en Nordelta, se suicidó y los encontró su hijaAl mismo tiempo, solicitó el procesamiento con prisión preventiva de Nélida Ester Llanos (65), madre de Benítez por privación ilegal de la libertad agravada, en carácter de partícipe necesario. A ambos, el fiscal también los acusó de maltrato animal, por las condiciones en que mantenían a dos perros, un dogo y un rottweiler, los cuales eran utilizados para amedrentar a las mujeres. En el caso de Benítez, retiró la acusación de tentativa de homicidio ya que consideró que el fin no era matarlas.Viego pidió también a la justicia de Garantías que libere a Gonzalo Benítez (24), hermano menor de Fernando, que seguirá vinculado al proceso investigativo abierto en la fiscalía 3. “De no mediar su escapatoria y la ayuda médica que posibilitó, el devenir irreversible del caso hubiera sido la muerte de ambas”, justificó Romero Jardín, en el pase de actuaciones a la fiscalía de Homicidios.La casa del horror, en Bahía Blanca.El mayor de los hermanos Benítez, al ser detenido.Tanto García como Santa Cruz recién estuvieron en condiciones de declarar la semana pasada. Ante la presencia de psicólogos, dieron detalles del cautiverio al que fueron sometidas, la primera, durante 4 meses y la segunda, dos meses. Dijeron que eran golpeadas, mordidas por los perros y que apenas comían, al tiempo que las mantenían encerradas en una habitación de 3×3 en las que eran abusadas por el mayor de los Benítez. Agregaron que Llanos estaba siempre la casa y toleraba los tormentos.A Santa Cruz le tomó dos semanas superar la insuficiencia renal detectada tras ser liberada y dejó el hospital municipal, en el que se encontraba internada. Unos días antes se había ido de alta del hospital Penna, García quien, al escaparse, permitió descubrir el horror. Contó que aprovechó un descuido para huir y aseguró que tiene pesadillas producto de los 4 meses que estuvo cautiva en la vivienda de Güemes al 3700. “Casi no puedo dormir. Me hace muy mal recordar todo”, dijo la joven que fue pareja de Fernando Benítez, el acusado de ser el líder del grupo.Mirá también Horror en el Amazonas: lincharon a un canadiense al que acusaban de matar a una chamana “Yo me quería ir, pero él me amenazaba con que algo malo le iba a pasar a mi hermanita”, comentó García, quien conoció a Benítez a través de Facebook. A las dos semanas de comenzar el noviazgo, se fueron a vivir juntos. Ahí comenzó a notar un notable cambio de conducta y sentir los primeros maltratos. Dijo que no la dejaba salir de la habitación y que usaba un producto contra insectos para “curarla” de sus heridas. Agregó que la madre de los Benítez también le pegaba.García contó que Andrea llegó a la casa a comienzos de año. Se presentó como una ex novia de Fernando y que solo quería llevarse sus cosas que habían quedado ahí. Sin embargo, permaneció retenida también en la vivienda, hasta que la justicia la rescató en un estado deplorable. “Tenía fe en que un día me iba a poder escapar o que mi mamá me iba a salvar” comentó García, quien dijo estar tranquila, con la detención de los tres miembros de la familia y piensa en retornar a la escuela.”Él no quería que volviera a estudiar”, agregó sobre la conducta de Fernando. Tras su primera declaración, esta semana, su abogada solicitó al fiscal una ampliación ya que, argumentó “se va acordando cada día de más cosas que le hacían dentro de la vivienda”.Bahía Blanca. Corresponsal.Mirá también A 10 años del caso del monstruo de Amstetten: “Nací para violar”

Fuente

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *